domingo, 11 de septiembre de 2016

Tratamiento del bruxismo mediante la terapia Reiki.

¿Qué es el bruxismo?

El bruxismo es una parafunción mandibular persistente que se conoce comúnmente como rechinar de los dientes. Éste se puede producir durante el día o por la noche. El más frecuente es el relacionado con el sueño, también el más difícil de controlar.

Las personas que tienen bruxismo aprietan fuertemente los dientes superiores con los inferiores y los mueven de atrás y a adelante y viceversa, la mayoría de las veces de forma inconsciente produciendo el desgaste de las piezas. Su principal desencadenante se sitúa en el plano psicológico aunque las repercusiones se extienden al plano de la odontología.

Causas

En la actualidad los especialistas difieren sobre las causas que originan el bruxismo aunque apuntan al estrés como el principal desencadenante.

Además del estrés existen otros factores que pueden contribuir a la aparición:

El tipo de alimentación que sigue el paciente.
Los hábitos del sueño.
La postura.
La alineación de los dientes, especialmente si ésta es inadecuada.
La incapacidad para relajarse.

Los especialistas señalan que cada caso es diferente y, por tanto, las causas pueden diferir en cada situación.

Síntomas

Uno de los principales problemas del bruxismo es que los dientes pueden ejercer una presión excesiva en los músculos, los tejidos y las estructuras que rodean la mandíbula. De hecho, si se prolonga en el tiempo puede causar problemas en la articulación temporomandibular.

Los principales síntomas son:

Ansiedad.
Estrés.
Depresión.
Dolor de oído.
Dolor de cabeza.
Sensibilidad muscular.
Sensibilidad a las cosas calientes, frías y dulces.
Trastornos alimentarios.
Dolor y/o inflamación de la mandíbula.
Insomnio.

video
Tratamiento del bruxismo mediante la terapia Reiki.

De lo leído hasta ahora,  podemos deducir que el principal causante del bruxismo así como de la mayoría de las dolencias cotidianas que no proceden de origen vírico o accidentes y que a veces hacen que nuestra vida sea un verdadero calvario,  pueden ser producidas por un estrés desmesurado que a menudo desemboca en lo que llamamos un trastorno de ansiedad.

Desde el punto de visto de un terapeuta de Reiki, el estrés viene de dentro. Aunque solemos achacar el estrés a factores externos como nuestra vida laboral, problemas afectivos, enfermedades crónicas etc. realmente lo que causa estrés no son los problemas, si no nuestra manera de verlos.

Cada vez que nos encontramos en una "situación estresante" podríamos intentar recordar que no es la situación en sí la que me está estresando, si no la forma en que la estoy viviendo.

Reiki tiene efectos muy eficaces  para eliminar el estrés, puesto que es un sistema práctico para tratar tanto los síntomas como las causas. Una de sus principales ventajas es que no depende de las creencias ni de la situación las personas, ya que cualquiera puede recibir una sesión de Reiki y eliminar el estrés de su vida.

Su aspecto práctico encaja muy bien con los problemas de bruxismo porque Reiki "va directamente al grano", tratando los síntomas de forma inmediata a la vez que trabaja aspectos más profundos a nivel inconsciente.


La técnica de Reiki llamada ‘’Nuca-mandíbula´´ produce en el paciente afectado por esta molesta dolencia efectos sanadores en pocas sesiones que dependerán del grado de estrés de la persona.

En todo caso, y como siempre recomendamos que la terapia Reiki debe ser realizada por un profesional.

                                                                                                        

No hay comentarios:

Publicar un comentario